El gesto biológico para un agua clara


Français English Español Deutsch Italiano
 

Se encuentra aquí : Página principal | Tratamiento automático piscinas |Regulación pH | 



Regulación pH


El pH es la medida de acidez del agua. El pH de una solución varía de modo continuo según el medio ambiente. Para una piscina, el valor ideal se sitúa cerca de 7. Para conservar dicho valor, y así evitar muchos disgustos, es esencial controlarlo y estabilizarlo.


Para regular el pH de una piscina, se coloca una sonda en una canalización. Unida a un equipo electrónico que se compone de una bomba dosificadora, la sonda mide el pH de la piscina. El equipo electrónico compara el valor recogido por la sonda en el punto de consigna programado.


 



 


En caso de variación, el equipo electrónico inyecta la cantidad de producto corrector pH necesario para volver al punto de consigna.La regulación automática del pH permite evitar la dosificación y el  ajuste manual.


Garantiza:

-La eficacia del desinfectante: véase curva más abajo.

-El bienestar del baño: se acabaron los ojos rojos, la piel seca, el olor de cloro, el deterioro de los bañadores..

-La calidad del agua: sin corrosión, ni cal, ni agua turbia


ACCESO PROFESIONALES

 

 

Guardar

SOCIO CLIENTES


SOCIO DE PRENSA